Los seis de Azul llegan tarde a la cita.

Había hecho esta semana que está terminando, el primer inchie color azul con la nubecita y las tres gotas de lluvia, ¡un amor!. Me había quedado precioso, estaba realmente contenta. Pero esta semana no fue del todo buena para coser, así que no hice ningún inchie mas. ¡HORROR!

Entonces ayer, sábado por la tarde, me dediqué a realizar los seis que me faltaban. Cansada, con poco éxito yo creo, pero aquí están:

El primero se trata de un paisaje marino. El bote con el sol de fondo, y las olas bordadas con hilo Mettler matizado en los tonos azules, celestes, verdes. Todas las piezas están cortadas con tijera microserrada. Me parece una postal simpática:

Mi mini paisaje marino. Me divertí mucho haciéndolo.

El siguiente se trata de una estrella en Paper Piecing que dibujé previamente en papel cuadriculado de 5×5 milímetros. Se compone de una estrella de cinco puntas con tres secciones de dibujo. Utilicé restos de mis amados Batiks en color celeste:

Otra de mis estrellas de 5 puntas. Las dibujo desde adolescente, sin saber porqué.

El que hice luego se trata de un vaso medio lleno. ¿O medio vacío?. No importa, según tu estado de ánimo puede ser una cosa o la otra. El caso es que aún no distingo si se entiende que este inchie se trata de un vaso con agua… Tal vez le borde un texto, o algo en negro, para complementar la idea que se quedó solo en mi mente.
También dibujado previamente en Paper Piecing en papel cuadriculado de 5×5 milímetros:

Otra vez, sólo yo veo el dibujo del bloque. Es un vaso, 😛

Este otro es mi tan amado Log Cabin con tiras de Batiks y Sólidos de un poco más de 1/2″. Usé, como casi siempre, mi prensatelas de 1/4 de pulgada, pero esta vez cosí a 1/8″ para que no me comiera mucho la tela. Quedó de un poco menos de 3 pulgadas este inchie, ya veré cómo me apaño luego para unirlo a los demás a la hora de montar el quilt:

Adoro los Log Cabin, en todas sus formas. Este, me quedó más chico de 3″…

El ante último se trata de una cruz torcida, algo que vi alguna vez en Internet, no sé si en los bloques del Splendid Sampler o en Pinterest, o de los inchies que tanto me inspiraron de Kitty… la cuestión es que partiendo del cuadrado de 1 y 1/2″ central, fui agregando dos tiras a dos de sus lados del mismo ancho. Luego hice las secciones externas del bloque, siempre casando las intersecciones de la cruz para que quede lo mejor posible. Las telas con arabescos de las tiras, son de restos de las que utilicé para la manta que le regalé a mi sobrino Joaquín en 2015 y está en casa de mis padres en Buenos Aires:

El último se trata de un intento de lápiz o bolígrafo algo fallido, porque el inchie era más grande, tenía incluso la parte trasera del lápiz, algo así como la goma de borrar, pero cuando medí el inchie al terminarlo, excedía el tamaño de 3″; siempre basándome en trabajar a mano alzada, casi sin medir y a pesar de tener hecho el patrón en Paper Piecing para este inchie en un folio cuadriculado de 5×5: una vez más, como siempre, no le hice caso.
Así que lo corté, y quedó así:

Un lápiz. Tal vez se vea mejor con unos bordados en negro, en la punta, simulando el grafito.

Estos son los seis inchies que me faltaban para completar la semana, y así poder continuar con el nuevo color, que será el violeta, otro de mis preferidos.

¡Espero que les gusten! Buen domingo para tod@s.

Anuncios

Publicado por

La Tía Lucha

Una persona que sólo piensa en patchwork, todos los días.